Lo más incomprensible del Universo_

es que podamos llegar a comprenderlo._

Einstein_


He amado demasiado a las_
estrellas para temer a la noche_


Epitafio de un astrónomo aficionado_



_
_Una mirada diferente a nuestra compañera de viaje: la Luna
Inicio > Historias > El meteorito que llegó del suelo
> El meteorito que llegó del suelo <

Noticia original en El Día de Córdoba

A cuadros. Así se quedaron los responsables del Museo Geológico de Madrid cuando les dijeron que la joya de su colección, un meteorito encontrado en Los Blázquez en el siglo XIX y que guardaban como oro en paño por su excepcional estado de conservación, no era tal. La roca no había venido del cielo, sino que había hecho el recorrido inverso pero sin la fuerza suficiente como para ponerse en órbita. Hace casi dos siglos, el Valle del Guadiato no asistió a ninguna lluvia de meteoritos –ya era mala suerte– pero sí a una explosión minera que fue capaz de crear una aleación de acero que ha pasado por roca sideral durante más de 50 años.

Pese a que no había testimonios sobre el hallazgo de la pieza, nadie dudaba de que el meteorito de Los Blázquez era lo que parecía, principalmente porque lo había catalogado el padre de la Geología española, Casiano del Prado, fallecido en 1866. Los descubridores de la infamia han sido Rafael Lozano y Tomás Crespo, conservadores del museo y responsables de la catalogación de sus fondos, entre ellos de los más de 20 meteoritos que exhibe.

Los Blázquez


Estos dos científicos ya habían analizado y catalogado otra roca que cayó en 1947 sobre la localidad leonesa de Reliegos, y, sin sorpresas, comprobaron que era de verdad. Sin embargo, todo empezó a fallar cuando le metieron mano al de Los Blázquez. Según Lozano, lo raro de antemano era que no existía ningún meteorito parecido en todo el mundo y que la roca había resistido un viaje a miles de kilómetros por hora a través del espacio, la entrada en la atmósfera terrestre a miles de grados centígrados y el castañazo contra el Valle del Guadiato sin rasguños aparentes. Sin embargo, la primera sorpresa fue que, siendo presuntamente siderita (hierro y níquel), la roca no respondía a las pruebas magnéticas.

Entrada de un meteorito en la atmósfera


La segunda prueba costó más trabajo. Armados con una sierra de coste diamantado, los científicos tardaron más de una hora en cortar una lámina porque el presunto meteorito era de una "dureza increíble" y tras pasar la roca por los rayos X comprobaron que aquello no era otra cosa que una aleación industrial.

Por ello, el valor de error histórico del fragmento, de color negro en todas su facetas menos en una que es amarillo y de 224 gramos de peso, hace que el museo haya decidido seguir conservándolo en su colección, aunque con una ficha muy distinta a la que tenía hasta ahora.

Más información en ABC

Enlace 2005-06-14, 10:57 | 0 comentarios

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://mizar.blogalia.com//trackbacks/30733

Comentarios

Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.92.190.158 (f7dafcb3d7)
Comentario

Suscríbete:
Blogalia

Todos los artículos
<Abril 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
             



Enlaces lunares

Lunar Map Catalog

LPOD: Lunar Photo of the Day

Atlas Virtual de la Luna

NASA: The Moon

Gran colección de enlaces lunares



Mis páginas



Síguenos en:

El beso en la Luna

Promocionar tu página también



No te lo pierdas


Astrometría e historia de la astronomía

Astroyepes

Cuaderno de bitácora

Cuaderno de bitácora estelar

Cuaderno de observación

Diario de un loco de las estrellas

El lobo rayado

El muro de Planck

Ese punto azul pálido

Eureka

Experientia docet

Fogonazos

Goefry en la Luna

Historias de la ciencia

La aldea irreductible

La décima esfera

Los colores de la noche

Los mundos de Brana

Mundos distantes

Por la boca muere el pez

Sondas espaciales

Tras el horizonte de sucesos

Un velero estelar


Imagen astronómica del día (APOD)




¿Qué es El beso en la Luna?


Fase actual:

Meteosat - Actualizado cada media hora


Blogalia


Blogalia

Artículos anteriores
© Paco Bellido. 2004-2013